1. Introducción:

España el 16 de noviembre de 1959 emitió una serie dedicada al Monasterio de Nuestra Señora de Guadalupe, para conmemorar el hecho de que se cumpliera 50 años, de la llegada de la orden franciscana al monasterio, que reconstruyeron el edificio, que se encontraba en ruinas, ya que tuvo que ser abandonado a consecuencia de la Desamortización de Mendizábal.Con estos sellos se inicio una serie de emisiones dedicadas a “Monasterios y Abadías”, que fueron emitidas hasta el año 1977, con un total de 17 series. Tipo de impresión la calcografía. Dentado 12. Pliego de 50 unidades.

El Real Monasterio de Santa María de Guadalupe, se encuentra situado en el pueblo extremeño de Guadalupe. Todo el Monasterio gira en torno a la imagen de la Virgen de Guadalupe, patrona de Extremadura y de los pueblos de América. En el año 2007 se celebra el Año Jubilar de Nuestra Señora de Guadalupe, conmemorando los 100 años del Patronato Canónico, ya que en el año 1907, el Pontífice Pío X declara el Patronato de Nuestra Señora de Guadalupe. En el año 1993 el Monasterio fue declarado por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad.

Sobre Primer Día de Circulación franqueado con la serie completa dedicada al Monasterio Nuestra Señora de Guadalupe.


Algunos códices datan a la imagen en el siglo I vinculándola a San Lucas. Narran que cuando fallece San Lucas en Acaya la imagen fue enterrada con el evangelista. En el siglo IV fue trasladada junto a San Lucas a Constantinopla, desde allí el Cardenal Gregorio la traslado a Roma, quien fue elegido Papa en el año 590 y era muy devoto de esta imagen. Gregorio Magno obsequia al Arzobispo de Sevilla (San Leandro), la imagen de la Virgen. En torno al año 714 unos clérigos que huían de Sevilla, por la invasión musulmana, escondieron la imagen de la Virgen en las orillas del Río Guadalupe. La imagen fue encontrada a finales del siglo XIII o principios del XIV.

Un pastor cacereño, a la hora del encierro cuando contaba su rebaño, se dio cuenta de que faltaba una vaca. Después de varios días de búsqueda, encontró la vaca muerta junto al Río Guadalupe. Para aprovechar la piel del animal el pastor con un cuchillo realizó unas incisiones en forma de cruz y en ese momento el animal resucita.

Sello de tres pesetas perteneciente a la serie “Año Mariano”, emitida por España en el año 1954.


Se le apareció María al pastor, que según la tradición se llamaba Gil Cordero, y le dijo que guardara la vaca con el resto del rebaño, y que volviera a Cáceres para contarles a lo clérigos lo ocurrido, y que regresaran al lugar y que cavaran donde se encontró a la vaca para hallar una imagen, que no la trasladaran y que construyeran una ermita, que con el tiempo se convertiría en una gran iglesia, se crearía un monasterio y se fundaría un pueblo en torno a este.

Gil Cordero volvió a su casa donde su mujer le dijo que su hijo había fallecido, el pastor rezó a la Virgen y su hijo resucito. Las noticias de lo acaecido se difundieron por la ciudad, por lo que los clérigos creyeron al vaquero y le acompañaron al lugar donde se le apareció la Virgen, donde encontraron la imagen con algunos objetos y documentos. Construyeron una ermita y entronizaron a la imagen con el nombre de Guadalupe (río escondido).

2. Sello de 15 céntimos:

De este sello se emitieron 6.000.000 ejemplares. El grabador fue Pedro Pascual Escribano. El motivo que reproduce es el Claustro Mudéjar del Monasterio, una de las zonas más emblemáticas del edificio religioso.El término mudéjar deriva de la palabra árabe “mudayyan” que significa “el que puede quedarse”, es decir, hace alusión a los árabes que permanecieron en territorios cristianos. Artísticamente designa un estilo con influencia árabe en el territorio cristiano, lo que origino en la Península Ibérica, una nueva estética, en la que se yuxtaponen elementos típicamente árabes con elementos de otros estilos tales como el románico o el gótico.

Centrándonos en el claustro de monasterio, cabe señalar, que fue construido en el siglo XIV, en la época en la que el prior del monasterio era el Padre Yánez (1389-1412).

Es de planta casi cuadrada. Esta formado por una doble galería abierta al jardín mediante arcos de herradura apuntados inscritos en un alfiz. Hay una pila octogonal que vierte el agua en una gran copa de bronce, es una copia del original, que actualmente se emplea como pila bautismal en la Iglesia del Monasterio.

De esta zona destaca el templete gótico-mudéjar localizado en el centro del jardín, uno de los ejemplos más significativos de este estilo. Exteriormente presenta una planta cuadrada e interiormente hexagonal.

Sello de sesenta pesetas perteneciente a la serie de “Bienes Culturales y Naturales Patrimonio de la Humanidad” emitida por España el 26 de septiembre de 1995. El sello representa el templete del Claustro del Monasterio.


Cada frente esta formado por dobles arcos góticos, que están separados por parteluces de alabastro y todos están bajo arcos de mayor tamaño. Sobre este conjunto se levantan 3 cuerpos típicamente mudéjares empleando para su realización ladrillo visto y azulejos.

En su interior se encontraba una fuente igual que la del claustro, en la que se indicaba que la obra fue hecha por Fray Juan de Sevilla (monje del monasterio) durante el priorazgo de Fray Fernánd Yánez en el año 1405.

Este motivo fue elegido para representarse en el sello de valor facial de 60 pesetas, perteneciente a la serie de Bienes Culturales y Naturales Patrimonio de la Humanidad, emitida el 26 de septiembre de 1995. Dicha serie esta compuesta por dos sellos de valor facial de 60 pesetas, cuya tarifa corresponde a cartas para el extranjero, que reproducen el Claustro y el Templete del Monasterio de Nuestra Señora de Guadalupe, y al Camino de Santiago.Dentado 12 ¾. De cada valor se emitieron 2.500.000 sellos.

Refiriéndonos al sello que reproduce el Claustro y el Templete, cabe mencionar, que el método de impresión empleado para su realización fue la calcografía. El grabador fue Antonino Sánchez.

3. Sello de 80 céntimos:

El grabador de este sello fue Pedro Pascual Escribano. Se emitieron 4.000.000 ejemplares. El motivo que reproduce es la vista general del Monasterio.El edificio religioso ocupa una superficie aproximada de 20.000 metros cuadrados y tiene un aspecto bastante similar a una fortaleza. El origen del antiguo monasterio puede situarse en el siglo XIV, Alfonso XI tras la Batalla del Salado (que tuvo lugar entre tropas cristianas y musulmanas) ordenó la construcción de una fortaleza con una iglesia adosada, como agradecimiento a la protección de la Virgen al Monarca durante la batalla. La iglesia comenzó a construirse a finales del siglo XIV estando terminada en el siglo XV. El monarca cedió el conjunto a la Orden de los Jerónimos, y desde principios del siglo XX se encarga de su custodia y su conservación la Orden de los Franciscanos. En cuanto al estilo arquitectónico señalar que hay una mezcla de elementos mudéjares, góticos, renacentistas y barrocos.

Como he mencionado en la introducción, el Papa Pío X en el año 1907 declaró el patronazgo de Nuestra Señora de Guadalupe a Extremadura. Otros hechos relevantes que tuvieron lugar en el Monasterio durante el siglo XX fueron : 12 de octubre de 1928 Coronación Canónica de la Virgen de Guadalupe. Pío XII en el año 1955 dotó a la Iglesia de rango de Basílica. 4 de noviembre de 1982 visita de Juan Pablo II. 8 Diciembre de 1993 fue declarado por la UNESCO como patrimonio de la humanidad.

El 12 de octubre de 1928, el Cardenal Primado de España Arzobispo de Toledo, Don Pedro Segura y Sáenz, como legado de Pío XI, coronó canónicamente a la Virgen de Guadalupe. A esta ceremonia, asistió, junto a otras personalidades relevantes, Alfonso XIII. A la Virgen de Guadalupe se le concedió el titulo de Reina de las Españas, ya que el Monasterio, está muy vinculado con el continente americano, como atestiguan una serie de acontecimientos históricos, entre los que destacan:

- Las visitas que realizo entre los años 1486-1496 Cristóbal Colón al Monasterio de Nuestra Señora de Guadalupe.

Sello de diez pesetas perteneciente a la serie “Descubrimiento de América”, emitida por España el 29 de septiembre de 1930. El sello reproduce el desembarco de Colón en Guanahaní.


Cuando regresaban del primer viaje, la Expedición Descubridora, como se narra en el Diario de a Bordo, hicieron un voto para visitar a la Virgen de Guadalupe. Cristóbal Colón acudió al Monasterio como romero para dar las gracias a la Virgen.

Otro personaje histórico muy vinculado al Monasterio fue Isabel I,reina de Castilla, conocida como Isabel la Católica, que visitó varias veces el Monasterio, incluso la Reina quería que su testamento fuera custodiado por el Monasterio.

Además del Claustro Mudéjar, ya comentado, el edificio está formado por distintas áreas, algunas de ellas actualmente albergan museos.

Portería y Claustro de la Mayordomía: se accede al Monasterio por la portería del siglo XV. De esta zona destaca el Claustro de la Mayordomía construido en el siglo XV pero reformado en el XIX. Por el claustro se accede a la Antigua Sala Capitular construida en el siglo XV. De esta sala destacan las pinturas gótico-mudéjares.

Museo de Libros Miniados: se encuentra en una nave de la galería norte del Claustro Mudéjar. Las obras para adaptar la nave al museo fueron realizadas continuando las pautas del arquitecto Tomás Curbelo Ranero.

La colección está integrada por 107 libros miniados realizados en piel en los Talleres de Escribanía e Iluminación, Pergaminería y Encuadernación del Real Monasterio, que estuvieron ubicados en Guadalupe durante los siglos XIV al XIX. Destaca el “Libro de las Horas de Prior” iluminado en el siglo XVI (Renacimiento).

Museo de Bordados: ubicado en el antiguo refectorio monacal, construcción del siglo XV. En el Real Monasterio de Nuestra Señora de Guadalupe existió durante los siglos XV al XIX, un Taller de Bordaduría, donde monjes y seglares confeccionaron piezas empleadas en distintas funciones litúrgicas.

Tarjeta postal que reproduce el Museo de Bordados.


La colección que muestra el Museo, proviene del Taller de Guadalupe y de donaciones. Las piezas más emblemáticas son la “Casulla de los Reyes Católicos” y la “Casulla del Condestable” las dos del siglo XV.

Museo de Esculturas y Pinturas: esta situado en la antigua ropería del monasterio (siglo XV) y se accede por la Galería Este del Claustro Mudéjar- El Museo fue inaugurado el 1 de septiembre de 1988. Aunque la colección de pinturas que se exponen es de gran calidad, destacan tres lienzos de el Greco (Coronación de Nuestra Señora, San Pedro Apóstol y San Andrés Apóstol) y 8 lienzos de Zurbarán.

La Sacristía: el arquitecto fue el Carmelita Descalzo Fray Alonso de Ávila. El conjunto esta formado por tres zonas.

La Antesacristía: ubicada en la parte baja de la Torre de Santa Ana. Es de estilo gótico. Fue decorada con espejos y cuadros. Los cuadros más importantes son tres lienzos de Juan Carreño de Miranda y un lienzo de Luis Tristan (El Martirio de San Lorenzo).

El Cuerpo de la Sacristía: de planta rectangular fue edificado entre los años 1636 y 1645. De esta área destacan las 5 bóvedas de medio punto sustentadas por pilastras de orden toscano.

Además son de interés los 8 lienzos realizados por Francisco de Zurbaran, uno de los pintores referentes del Monasterio, habiendo realizado varias pinturas para este edificio religioso.Nació en el pueblo de Fuente de Cantos (Badajoz) en el año 1598 y es uno de los pintores más emblemáticos de la escuela sevillana, siendo conocido como el Caravaggio español.

Los lienzos de esta zona, muestran diversas escenas monacales, pintadas entre los años 1639 y 1645. De estas obras destaca “La Misa Milagrosa de Fray Pedro de Cabañuelas” donde narra un milagro que tuvo lugar en el Monasterio, protagonizado por Fray Pedro de Cabañuelas, que el monje relata en tercera persona en un documento que fue encontrado entre sus pertenencias personales, cuando este falleció.

Capilla de San Jerónimo: el conjunto de la Sacristía termina en esta capilla. Destacan tres cuadros de Zurbaran: la “Apoteosis de San Jerónimo”, las “Tentaciones de San Jerónimo”, y los “Azotes de San Jerónimo”.

Tarjeta postal que reproduce el cuadro de Zurbaran, la Apoteosis de San Jerónimo.


En el centro de la capilla destaca el Fanal de Lepanto, que Juan de Austria, comandante de la armada en la Batalla de Lepanto y hermanastro de Felipe II, arrebató a los turcos en la famosa batalla. Felipe II en el año 1577 lo mando trasladar a Guadalupe.

El Relicario. Tesoro de la Virgen de Guadalupe: la capilla está dedicada a San José. Fue realizada a finales del siglo XV continuando las directrices de Nicolás Vergara. Esta decorada con pinturas barrocas (siglos XVII y XVIII).

Camarín de la Virgen: es una capilla en forma de rotonda, las obras finalizaron en el año 1696. Fue diseñado por el arquitecto madrileño Matías Román. La decoración fue realizada entre los años 1736-1741.

En las oquedades de los 4 pilares se encuentran estatuas barrocas, que representan las ocho mujeres fuertes (símbolos bíblicos de María): María la Profetisa, Débora, Jael, Sara, Ruth, Abigall, Esther y Judit. Se piensa que el escultor fue Pedro Duque Cornejo y Roldán.

Carlos II encargo a Lucca Giorgano que pintara los 9 lienzos del Camarín, con motivos marianos. Los lienzos son los siguientes: “Inmaculada Concepción”, “Natividad”, “Presentación”, “Desposorios”, “Anunciación”, “Visitación”, “Huida a Egipto”, “Familia de Nazaret”, “Asunción de María”.

Junto a esta sala se encuentra la edícula con el trono de la Virgen de Guadalupe, que preside la Iglesia.

4. Sello de 1 peseta:

Se emitieron 4.000.000 de sellos, siendo el grabador Antonio Manso Fernández. El motivo que reproduce es la Fachada, gótica, de la Basílica del Monasterio.Al igual que el Monasterio tiene una estructura semejante a una fortaleza, a consecuencia de la existencia de dos torres asimétricas, construidas en piedra: la Torre de Santa Ana del siglo XV y la Torre de la Portería del siglo XIV. Este motivo también fue elegido para representar en el sello de valor facial de 1,50 pesetas de la serie Turismo emitida en el año 1966.

Fotografía en la que puede apreciarse la fachada de la Iglesia.


Para entrar a la Basílica se traspasa un antiguo pórtico entre las dos torres, la capilla de Santa Ana, donde destacan la fuente de bronce y el sepulcro de los condestables de Velasco. La fuente fue trasladada del Claustro Mudéjar, siendo realizado en el año 1402 por Juan Francés en jaspe y en bronce. Originalmente fue un lavatorio y en la actualidad se usa como pila bautismal.

La Basílica esta compuesta por 3 naves, un crucero y un coro en alto que por su estructura recuerda a un contra-ábside. Como he mencionado con anterioridad comenzó a construirse en el siglo XIV y se terminó en el siglo XV. Del crucero destaca el cimborrio ochavado que fue decorado por Manuel Lara Churriguera.

De la Capilla Mayor destaca la Reja que sirve de cierre, que fue realizada en Valladolid por los dominicos Fray Francisco de Salamanca y Fray Juan de Ávila (1510-1512). También es importante el retablo que en el año 1609 sustituyó a uno gótico. Es de estilo manierista y la traza fue realizada por Giraldo de Merlo.

Sobre el altar se sitúa un sagrario, que originalmente fue un escritorio obsequio de Felipe II al Monasterio.

El Coro se encuentra a los pies de la Iglesia. Se puede acceder a él usando dos recorridos: el primero sería a través de la Galería Superior del Claustro Mudéjar y el segundo por la escalera que conduce a la Sacristía.

En tres de su frentes se encuentra la sillería o la galería de asientos, dividida en 2 zonas:

- El Coro Bajo: los respaldos están decorados con relieves de bustos de santos.

- Sillería Alta: decorado con relieve de cuerpo entero.

Esta sillería fue realizada por Alejandro Carnicero (siglo XVIII) que también fue el escultor de la Sillería de la Catedral Nueva de Salamanca. Esta compuesta por 94 asientos y sustituyo a una anterior del siglo XV.

También destaca la Virgen con el Niño de estilo gótico, y que estaba situada sobre la silla priorial. Además también resalta el facistol (donde se situaban los libros) barroco de bronce repujado y los 4 órganos.

Cristina Martín
Diciembre de 2007


INTRODUCCIÓN.

WADHWAN fue un antiguo Estado Nativo (princely States), que fueron soberanos de la India Británica, es decir, que no estaban bajo el control directo de la corona.

Actualmente es una ciudad dentro del distrito de Surendranagar en el estado de Gujarat, con algo mas de 60.000 habitantes.

Fue fundado en el año 1640 por el Takhur Sabih Shi Rajoji Prihirajji. Sus príncipes recibían todos el nombre de Thakur y en su estandarte figuraba el tridente del dios Shiva.

Fue capital del Estado Indio con el mismo nombre y gobernado en esa época por Jhala Rajputs, que también gobernó otros estados limítrofes como Lundi,Sayla,Chuda y Lakhtar entre otros.

EMISIONES.

Emite y utiliza sellos propios entre 1888 y 1894.

Su diseño es siempre el mismo, dos leones ante el escudo y el tridente, así como su valor y aunque el catálogo Ivert & Tellier solo cita dos valores ( numero 1 y 1 a) , en realidad el catalogo Stanley Gibbons especializado, enumera 6 tipos diferentes, a razón del tipo de papel empleado.

El primer día de su emisión fue el 1 Enero de 1888, litografiados , dentados 12 y 12 ½ y realizados en planchas, de las que se conocen VII diferentes.

SG1. SG2.


SG1 . ½ pice color negro, pertenecientes a las planchas I y III, de dentado 12 ½ , con perforación de agujeros grandes y bien definidos, en papel fino coloreado amarillento.

SG2 . ½ pice color negro, de la plancha II, dentado 12 ½ , con perforaciones irregulares y de pequeños agujeros, también en papel fino coloreado. Debido a los pequeños agujeros y de que su separación era difícil en muchas ocasiones eran cortados manualmente.

SG3. SG4.


SG3. ½ pice color negro, de plancha III, dentado 12 ½ , realizados en un papel de grado medio también coloreado amarillento o pajizo.

SG4. ½ pice color negro, de plancha V, dentado 12, realizado en papel de grado medio, coloreado amarillento o pajizo.

SG5. SG6.


SG5. ½ pice color negro, de planchas IV y VI, dentado 12, emitidos en el mes de Julio de 1892, realizado sobre papel denso coloreado, con una impresión mucho mas fina.

SG6. ½ pice color negro, de plancha VII, dentado 12, emitidos en el año 1894, realizado sobre papel denso de color blanco o blanquecino, también con impresión mas fina.

La correspondencia de este estado es mas bien escasa, ya que se trataba de un servicio entre la nobleza y clases dirigentes, ya que el pueblo llano estaba poco letrado, además de estar acotada en un corto espacio de tiempo.

Carta del 12 de Julio de 1894 circulada en Wadhwan (tipo SG6).


FALSIFICACIONES.

Existen falsificaciones de estos sellos, que son visibles a simple vista, por lo grosera y burda que es su impresión y también por el carecer de los dentados antes definidos. Los falsos también fallan en el tipo de papel, espesor y coloreado del mismo.

Wadhwan auténtico y falso.


SELLOS FISCALES.

Como la mayoría de los Estados Indios, existen en Wadhwan una amplia gama de sellos fiscales, denominados Court Fee, adheridos a documentos, legitimizaciones, escrituras, todo ello debido a la expansión británica en dichos estados.

Son conocidos cuatro tipos, debido a su dentado y tipo de papel y su hechura es semejante a los sellos emitidos por correo. Su uso se limita entre los años 1890 a 1902.

Fiscal tipo I Fiscal tipo II
Fiscal tipo III Fiscal tipo IV


Los colores son variados, ya que van desde el color amarillo pajizo, colores siena y hasta verdosos, existiendo una amplia gama de valores.

Diferentes tipos, valores y tonalidades de sellos fiscales.


Sello fiscal usado en 1924.


Sellos fiscales usados en Wadhwan.


Fuentes consultadas: colección propia, catálogos Ivert y S.G. y otras subastas on line.

Félix López (Morquen)
Septiembre de 2007


El 12 de octubre de 2006, el Vaticano emitió una serie para conmemorar el V Centenario de los Museos Vaticanos, compuesta por tres sellos de 0,60; 0,65 y 1,40 euros y una hoja bloque de valor facial de 2,80 euros. Dentado de la serie 13. Tipo de impresión empleado el offset. Imprenta Cartor (Francia. De los sellos se emitieron 300.000 ejemplares y de la hoja bloque 120.000 ejemplares.

Detalle de sobre circulado desde el Vaticano a Madrid. Franqueado con la serie dedicada al V Centenario de los Museos Vaticanos y con la serie de Navidad de 2006.


El motivo elegido para representar en la serie es el grupo escultórico del Laocoonte, considerada como la obra que dio origen a los Museos Vaticanos. El 14 de enero de 1506 se descubrió el Laocoonte en una viña próxima a las Termas de Tito en Roma.

El grupo escultórico representa al Sacerdote Troyano Laocoonte y a sus dos hijos. Narra la escena, que también relato Virgilio en la Eneida, que desarrolla el viaje que el troyano Eneas emprendió tras la destrucción de la ciudad de Troya, que junto a la Leyenda de Rómulo y Remo son las dos leyendas que narran la fundación de la ciudad de Roma. La Guerra de Troya fue relatada por Homero en la Iliada. La escena del Laocoonte guarda relación con la conocidísima escena del Caballo de Troya. Laocoonte era un sacerdote troyano que intento evitar que el caballo de madera entrara en la ciudad sitiada, los dioses como castigo envían dos serpientes marinas para que asesinaran al sacerdote y a sus dos hijos. Momento que es el elegido para representar en el grupo escultórico, donde destaca el rostro del Sacerdote, donde se plasma el dolor físico y el psicológico producido por contemplar la muerte de sus dos hijos sin poderlo evitar.

Sello de 10 liras, que reproduce la imagen de Miguel Ángel. Pertenece a la serie emitida por el Vaticano el 16 de junio de 1964 dedicada al IV Centenario de la Muerte de Miguel Ángel.
La mayoría de los investigadores consideran que el grupo escultórico pertenece a la época helenística, que comprende desde la muerte de Alejandro Magno (323 a.c) hasta la muerte de Cleopatra VII de Egipto (30 a.c). A la muerte de Alejandro Magno el imperio que creó, se dividió en reinos helenísticos gobernados por los generales de Alejandro y sus descendientes, que progresivamente fueron absorbidos por Roma. Se considera que este grupo escultórico fue realizado por Agesandros, Polidoros y Atenodoros y la encuadran dentro de la Escuela de Rodas, una de las más importantes del helenismo.

Como he mencionado anteriormente, el 14 de enero de 1506, se descubrió el Laocoonte, el descubrimiento tuvo una gran trascendencia ya que influyo enormemente en el Renacimiento y sobre todo en Miguel Ángel donde puede apreciarse un cambio en la concepción de los rostros, cuyas miradas y gestos se vuelven más intensos, como se observa en el Moisés de sepulcro de Julio II en contraste con la Piedad.

El grupo escultórico fue adquirido por el Pontífice Julio II (1503-1513) quien ordena su traslado al Vaticano. En los años posteriores en el denominado “Patio de las Estatuas” (actualmente Patio Octogonal) se creó el primer núcleo de los Museos Vaticanos, aunque formaban parte de la colección privada del Papa, que no fue accesible al publico hasta los pontificados de Clemente XIV y Pío VI, por eso se denominaron Museos Pío- Clementino. Los Museos Vaticanos se encuentran en los Palacios Vaticanos.

Gregorio XVI en el año 1837 creó el Museo Etrusco formado con piezas encontradas en las excavaciones realizadas en Etruria a partir del año 1828. En el año 1839 el Museo Egipcio.

En el año 1844 se fundó el Museo Profano Lateranense integrado por estatuas, bajorrelieves, y mosaicos de época romana. Pío IX añadió a éste, el Museo Cristiano formado por esculturas, sarcófagos e inscripciones paleocristianas.
Sello de 400 liras que reproduce el detalle de un sarcófago paleocristiano. Pertenece a la serie emitida por el Vaticano el 9 de diciembre de 1977 dedicada a los Museos Pontificios.
Posteriormente entre los años 1856 y 1869 se añadieron dos salas con los materiales encontrados en las excavaciones de Ostia. En el año 1910 durante el pontificado de Pío X se añadió otra nueva sección formada por 137 inscripciones procedentes de antiguos cementerios hebreos en Roma. Las colecciones del Museo Profano Lateranense fueron trasladadas por orden de Juan XXIII, del Palacio de Letran a un edificio construido con este propósito. En el año 1970 se vuelve a reabrir con los nombres de “Museo Gregoriano Profano” y “Museo Pío Cristiano”.

También están integrados en los Museos Pontificios : La Galería de los Tapices, la Galería de las Cartas Geográficas, las Estancias y la Logia de Rafael, la Capilla del Beato Angélico, la Capilla Sixtina, el Apartamento Borgia, la Pinacoteca Vaticana, el Museo Misional- Etnologico, la Colección de Arte Religioso Moderno, el Museo Histórico.

Desde el año 2000 los Museos Vaticanos disponen de un nuevo acceso en el que se encuentran los servicios destinados al publico (control de seguridad, taquillas...). La estructura esta formada por 3 pisos, en el tercero se encuentra una sala para la realización de exposiciones y congresos; en el segundo piso se encuentran las salas expositivas.

PRINCIPALES ÁREAS DE LOS MUSEOS VATICANOS:

Museo Pío Clementino: esta formado por grandes obras de la antigüedad. Además del Laocoonte se encuentran obras como el Torso de Belvedere (finales siglo I a.c) que pudiera representar a Hércules. Fue encontrada en el siglo XV, y tuvo una gran influencia en las obras de Miguel Ángel.
Sello de 150 liras que reproduce un detalle del Apolo de Belvedere. Pertenece a la serie emitida por el Vaticano el 29 de septiembre de 1977 dedicada a los Museos Pontificios.


Otra de las obras más importantes es el Apolo de Belvedere , una copia romana del original griego del siglo IV a.c, señalar que era una costumbre extendida entre los romanos la demanda de copias de esculturas de arte griego, que eran muy admiradas en aquella época.

Museo Gregoriano Egipcio: formados por restos del antiguo egipcio procedentes de Roma y Villa Adriana (lugares que en época imperial romana adquirieron objetos egipcios) y de colecciones fundamentalmente del siglo XIX. El interés de los pontífices por esta cultura esta relacionada con el hecho de que las Sagradas Escrituras otorgan a Egipto un papel relevante en la Historia de la Salvación. También tienen objetos de Mesopotamia y de Siria- Palestina.

El Museo Etrusco: como he mencionado con anterioridad, fue creado en el año 1837 bajo el pontificado de Gregorio XVI, integrado por objetos provenientes de las excavaciones realizadas en las antiguas ciudades de Etruria Meridional (Lacio Septentrional) y que pertenecían al Estado Pontificio. Cuando en el año 1870 las tropas de Víctor Manuel ocupan Roma, las competencias territoriales del Estado Pontificio desaparecen, ya que éste deja de existir como Estado, origina que el Museo no pueda nutrirse con los materiales procedentes de las excavaciones, lo que conllevan que tengan que adquirir colecciones privadas de gran importancia . El museo esta formado por piezas pertenecientes al periodo comprendido entre el siglo IX y I a.c, es decir desde la Edad de Hierro hasta la incorporación de las ciudades etruscas a Roma.

La Capilla Sixtina: denominada así porque el Papa Sixto VI (1471-1484) ordenó reestructurar la Capilla Magna. Los frescos que se realizaron en el siglo XV fueron: Las Historias de Moisés, Las Historias de Cristo y los retratos de los Pontífices. Los artistas encargados de la decoración fueron Pietro Perugino, Botticelli, Dominico Ghirlandaio, Cosimo Roselli. El 15 de agosto de 1483 el Pontífice Sixto VI consagró y dedico la Capilla a la Asunción de la Virgen.

El Pontífice Julio II ordenó modificar parcialmente la decoración de la Capilla, trabajo que fue encargado a Miguel Ángel, que realizó la bóveda y los lunetos de la parte superior de las paredes. El 1 de noviembre de 1512 (Día de Todos los Santos) con una misa Julio II inauguró la Capilla. En los 9 recuadros centrales Miguel Ángel, represento las Historias del Génesis (La Creación y la Caída del Hombre, el Diluvio y el Arca de Noé). En los espacios entre las enjutas represento las 5 sibilas y los profetas. En las pechinas angulares se representan las Salvaciones Milagrosas de Israel. En las enjutas y lunetos se aprecian los antepasados de Cristo.
Sello de valor facial de 30 liras, que reproduce a la Sibila. Pertenece a la serie emitida por el Vaticano el 16 de junio 1964, dedicada al IV Centenario de la Muerte de Miguel Ángel.


En el año 1533 el Papa Clemente VI (1523-1534) encargó a Miguel Ángel que pintara en la pared del altar el Juicio Universal, que originó que los frescos del siglo XV, realizados por Perugino se perdieran. Miguel Ángel comenzó a pintarlo en el año 1536, durante el Pontificado de Pablo III y la finalizó en el año 1541.

Los frescos de la Capilla Sixtina fueron restaurados entre 1979 y 1999. En la Capilla Sixtina se celebran los conclaves para elegir al sucesor de San Pedro.

Las Estancias de Rafael: situados en el segundo piso del Palacio Pontificio, eran la residencia personal de Julio II. La decoración pictórica la realizó Rafael y sus discípulos, por eso esta zona se la conoce como las Estancias de Rafael, y fueron realizadas entre los años 1528 y 1534.Son las siguientes 4 salas:

- Sala del Incendio de Borgo: La escena principal, es la que da nombre a la sala, el incendio que fue apagado por el Papa León IV, que hizo la señal de la Santa Cruz desde el Vaticano.

- La Segunda Sala: destaca la obra “La Disputa del Santísimo Sacramento”que representa la Gloria de la Eucaristía.En esta sala también esta la “Escuela de Atenas” una de las más famosas de estas estancias.

- Sala del Heliodoro: denominada así por el fresco que representa el Castigo de Heliodoro.

- La Cuarta Sala: no fue pintada por Rafael, sino por sus discípulos, ya que falleció antes.

Sello de 40 liras que reproduce un detalle de la Transfiguración, perteneciente a la serie emitida por el Vaticano el 30 de septiembre de 1976, dedicada a este cuadro de Rafael. Este cuadro se encuentra en la Pinacoteca Vaticana y representa el momento en que Cristo se eleva acompañado de Moisés y el Profeta Elías, mientras los apóstoles contemplan la escena.
Pinacoteca Vaticana: el 27 de octubre de 1932, durante el Pontificado de Pío XI, se inauguraba la Pinacoteca Vaticana, el edificio fue construido por el arquitecto Luca Beltrami. Con la creación de este museo se pretendía solucionar el problema de donde exponer los cuadros que eran trasladados por las distintas salas de los Palacios Apostólicos, al no tener una sala adecuada. Un primer núcleo, formado aproximadamente por 118 pinturas, se crea en torno al año 1790, en el Pontificado de Pío VI, aunque después del Tratado de Tolentino (1797) las obras más emblemáticas fueron trasladadas a Paris.

La idea de una pinacoteca ,con una concepción moderna, aparece en el año 1817, tras el fracaso de Napoleón y la restitución al Estado de la Iglesia de las obras que le pertenecían continuando las pautas del Congreso de Viena.

En la actualidad la Pinacoteca está formada por aproximadamente unos 460 cuadros, realizados por los grandes artistas de la historia de la pintura italiana (Giotto, Meloso Da Forli, Perugino, Rafael, Tiziano, Caravaggio...). Están ordenados en 18 salas continuando criterios cronológicos y de escuela.

El Museo Misionero Etnologico: fue inaugurado el 1 de febrero de 1927, bajo el pontificado de Pío XI. Se inaugura después de que finalizara (12 noviembre de 1926) la Exposición Universal Misionera que se organizo con motivo del Año Santo de 1925.

El núcleo primitivo de la colección, la componen aproximadamente 40.000 piezas, que fueron elegidas por una comisión, en la que destaco el Padre Wilhelm Schmidt, entre aproximadamente unos 10.000 objetos que formaban parte de la Exposición Universal Misionera del año 1925. En la actualidad la colección del museo está formada aproximadamente por unas 80.000 piezas, formadas por nuevas adquisiciones y donaciones. Entre las colecciones del museo destaca la de Numismática China del Padre José Kuo.

Sello de 50 liras de la serie emitida por el Vaticano el 20 marzo 1997 dedicada a las carrozas y automóviles pontificios.
El Museo Histórico: fue fundado por el Papa Pablo VI (1963-1978) y transferido en el año 1987, bajo el pontificado de Juan Pablo II, al apartamento papal del palacio lateranense. Muestra una serie icnográfica de los Papas, y objetos históricos de los cuerpos armados pontificios y de la familia pontificia, es decir, muestra objetos relacionados con el ceremonial. En el Vaticano se puede apreciar una sección de las carrozas y berlinas de los papas.

Cristina Martín
Mayo de 2007


INTRODUCCION

Sello que reproduce la efigie de Pío IX, perteneciente a la serie dedicada al centenario de la muerte del Papa Pío IX, emitida el 9 de mayo de 1978, por el Vaticano.
Para la custodia, conservación y estudio de las catacumbas italianas, se creo la Comisión Pontificia de Arqueología Sagrada. En el estudio y descubrimiento de las catacumbas italianas destacan Antonio Bosio (1575-1629) conocido como el Colon de la Roma Subterránea, por el gran número de catacumbas que descubrió, y sobre todo Juan Bautista de Rossi (1822-1894) uno de los pioneros de la arqueología cristiana. Aunque de Rossi se graduó en jurisprudencia gran parte de su vida, la dedico al estudio científico de la las catacumbas, destacando por el hallazgo de las Catacumbas de San Calixto, una de las más importantes de Roma.

El 6 de enero de 1852 el Papa Pío IX instituyo la “Comisión de Arqueología Sagrada”. Los trabajos eran supervisados por Marchi y de Rossi era el director de las excavaciones. En el año 1854 descubrieron la Cripta de los Papas y el sepulcro de Santa Cecilia, en 1864 el Hipogeo de los Flavios en Domitila, en 1890 la Basílica de San Silvestre en Priscila. De Rossi con el apoyo de Pío IX publico los resultados de sus investigaciones en “Roma Sotterranea” obra formada por tres volúmenes (1864, 1867,1877).

Rossi preocupado por la supervisión y control de las excavaciones de San Calixto, decidió hablar con León XIII, Secretario de Estado, y establecieron que una Orden Religiosa supervisaría los trabajos.

El Papa Pío XI en el año 1925 definió las competencias de la Comisión Pontificia de Arqueología Sacra, cuyas funciones referentes al estudio de las catacumbas fueron posteriormente precisadas con una serie de normas pactadas con las autoridades italianas.

Sello perteneciente a la serie que emitió el Vaticano el 27 de noviembre de 1984, dedicado al XVI Centenario de la muerte del Papa de San Dámaso
Oswald Schier en el libro “Manual de la Filatelia Española”, uno de los libros referentes en la Filatelia, refiere que Pío XI, para ayudar a sufragar los elevados gastos que suponían el estudio y la conservación de las Catacumbas, confió el cuidado de las diferentes catacumbas a una serie de asociaciones. A las “Religiosas Esclavas del Sagrado Corazón de Jesús” orden religiosa española con sede en Roma, se le confió la custodia de las Catacumbas de Pretextato o de San Dámaso en la Vía Appia, ya que San Dámaso era de origen hispano aunque tal vez el naciera en Roma, en el año 305. En el año 366 falleció el Papa Liberio y fue elegido sucesor de San Pedro, aunque su elección no contó con el beneplácito de algunos sectores que proclamaron a Ursino como Antipapa. Además de las luchas que se originaron durante su pontificado, Dámaso fue el Papa de las Catacumbas y el culto a los mártires. Animo a San Jerónimo, que fue su secretario, para que tradujera del hebreo y del griego al latín, las Sagradas Escrituras (Vulgata).

EMISIÓN PRO CATACUMBAS SAN DÁMASO

En Madrid, la asociación “Pro Catacumbas de Pretextato o San Dámaso” se encargaba de lograr los fondos económicos necesarios para sufragar los gastos derivados del estudio y conservación de las Catacumbas. Oswald Schier, en el Manual de Filatelia Española, describe que tal vez algún miembro de la asociación, que colaboró en las emisiones de las series de Pro Cruz Roja Española, o tal vez por iniciativa, del comerciante Manuel Gálvez, se acordó solicitar al estado español el permiso para emitir sellos conmemorativos para recaudar fondos.

La orden de 13/07/1928 concedía dicha autorización, estableciendo que los sellos debían venderse exclusivamente en Santiago de Compostela (donde según la tradición se encuentra la Tumba del Apóstol) y en Toledo donde se encontraba la sede del Arzobispado. Por esta razón se imprimieron dos series de 16 valores cada uno.

Al igual que en las series de Pro Cruz Roja Española, que se emitieron en 1926, para ayudar a sufragar los gastos económicos que dicha asociación tuvo que hacer frente tras los combates en Marruecos; la impresión se encargo a la imprenta londinense Waterlow & Sons. El método empleado fue la Calcografía. Dentado 12 ½ de línea. Se emitieron 67.000 ejemplares.

El Pontífice Pío XI permitió que su efigie apareciera en los sellos junto a Alfonso XIII, de esta manera se convirtió en el primer pontífice en aparecer en un sello de correos.En el año 1928 el Vaticano no se había formado como un estado hasta que en el año 1929, firmo con Mussolini el Tratado de Letrán, por el que se creaba en Roma el Estado de la Ciudad del Vaticano, estado independiente y neutral. El 1 de enero de 1852, siendo Papa Pió IX, y desde el Congreso de Viena (1814-1815) que trajo el restablecimiento del Estado Pontificio, este abarcaba un territorio de más de 25.000 kilómetros cuadrados, dividido en provincias, con una población de tres millones de habitantes. El 20 de septiembre de 1870, las tropas de Víctor Manuel II ocuparon Roma y el Estado Pontificio quedo agregado al Reino de Italia, aunque por ley del 13 de mayo de 1871 se garantizo a los Papas la posesión de los palacios vaticanos, luterano y la villa de Castelgandolfo. Al perder el poder temporal los sellos pontificios fueron sustituidos, según provincias por los de la Romaña, Cerdeña y el Reino de Italia. En 1929, por los Pactos de Letran, se constituyo el Estado de la Ciudad del Vaticano, que volvió a emitir sus propios sellos de correos.

Los sellos de Pro Catacumbas estuvieron vigentes desde el 23 de diciembre de 1928 hasta el 6 de enero de 1929.

Carta de Toledo a Elche franqueada con los valores de la serie para Toledo de 2, 3,5, 10 y 15 céntimos, con fechadores de doble circulo con puente y con fecha de 3 de enero de 1929 y con demarcación postal 44, correspondiente a Toledo.


Aunque las catacumbas más famosas están localizadas en Roma, donde se han encontrado más de 60, y cientos de kilómetros de galerías subterráneas, también se encuentran en otros lugares, como en el Norte de África.

Las catacumbas eran cementerios colectivos cristianos, integrados por un laberinto de galerías subterráneas; empleando para la excavación de estas galerías métodos ya conocidos desde la antigüedad, pero lo usaron a gran escala, excavando una amplísima red de galerías de varios kilómetros de longitud en niveles superpuestos.

Tradicionalmente se ha considerado que las catacumbas servían de refugio a los cristianos y donde se realizaban reuniones clandestinas, sin embargo estas no fueron creadas a consecuencia de las persecuciones, sino para solucionar los problemas de enterramiento a las que se enfrentaban las comunidades paleocristianas.

Se conoce con la denominación de paleocristiano a las primeras comunidades cristianas hasta el final del Imperio Romano de Occidente. Aunque es una etapa compleja para desarrollar en unas pocas líneas, conviene señalar que básicamente se puede establecer dos periodos:

El Primer periodo comprendería desde el siglo I hasta el Edicto de Milán (313). Seria la etapa de las persecuciones. Aunque es un fenómeno bastante complejo, para sintetizar, se puede señalar que los primeros cristianos se reunían para celebrar sus obligaciones litúrgicas en las Domus Ecclesiae, que eran viviendas romanas adaptadas para la celebración litúrgica.

El segundo periodo comenzaría con el Edicto de Milán (313), en el que Constantino otorgaba a los cristianos el pleno derecho de manifestar públicamente sus creencias. Lo que conlleva la modificación de ciertas prácticas litúrgicas y la aparición de nuevos edificios religiosos.

Para los cristianos la muerte no significaba el fin, sino el transito a la nueva vida, que incluya el cuerpo del difunto, por eso los primeros cristianos eran reacios a practicar la costumbre de la incineración. De esta manera, mientras los pertenecientes a religiones no cristianas denominaban a sus lugares de enterramientos como “Necrópolis” (Ciudad de los Muertos), los cristianos nominaban a los cementerios como “Coemeterium” (dormitorios) al considerar que el difunto descansaba esperando el momento de la resurrección.

La responsabilidad de la caridad cristiana, también se extendía hacia los difuntos, por lo que la comunidad cristiana, tenia que garantizar a todos sus miembros un enterramiento y una tumba digna, y los parientes solían visitar con frecuencia las tumbas de sus seres queridos.

En los primeros tiempos las Comunidades Cristianas no tenían medios económicos suficientes para disponer de sus propios cementerios colectivos, por lo que a los difuntos se les enterraban en necrópolis, y los que pertenecían a familias nobles en cementerios familiares. En el siglo II las familias nobles cristianas decidieron donar sus cementerios privados, por eso en las catacumbas es frecuente la existencia de los denominados “núcleos paganos”. Por cuestiones de espacio fueron excavando galerías subterráneas. Los primeros cristianos no empleaban el término de catacumba, palabra de origen griego que significa cavidad, para referirse a estos cementerios. Los romanos denominaban de esta manera a una localidad de la Vía Appia, en las que se localizaban canteras de toba, en cuyas cercanías se excavaron las tumbas de San Sebastián. En el siglo IX se difundió el significado actual.

En las paredes de las galerías se realizaron hileras de nichos rectangulares, denominados lóculos, para albergar los cadáveres. Las sepulturas de los primeros cristianos eran muy sobrias, continuando el modelo de la de Cristo, los cadáveres eran cubiertos con una sabana o lienzo, y se depositaban en los lóbulos sin ataúd. Para sellar los lóculos se enmelaban lápidas de mármol, o con mayor frecuencia barro cocido, fijado con argamasa, donde se grababa el nombre del difunto o algún símbolo cristiano.

Sello perteneciente a la serie emitida por el Vaticano el 9 de diciembre de 1977, dedicada a los Museos Pontificios, que reproduce distintos relieves de sarcófagos del siglo I. El relieve del sello de la imagen representa el martirio de las Tres Jóvenes en el Horno.
A parte de los lóculos existían otras clases de tumbas:

El Arcosolio: era un nicho con un arco en la parte superior. La lapida se disponía de forma horizontal. Normalmente servía de sepultura para una familia.

El Sarcófago: era un sepulcro de piedra o mármol, generalmente decorado con relieves o inscripciones.

La Forma: era una sepultura excavada en el suelo de las galerías, cubículos o criptas. Generalmente se disponían cerca de las tumbas de los mártires.

Cubículos, palabra que significa cuarto de dormir. Eran tumbas de familias y albergaban varios lóbulos.

La Cripta: es una pequeña iglesia subterránea. Durante el pontificado de San Dámaso muchas tumbas de mártires se convirtieron en criptas.
Sello perteneciente a la serie emitida por el Vaticano el 12 de octubre de 1938, dedicada al IV Congreso de Arqueología Cristiana. El sello de 5 céntimos reproduce la Cripta de Santa Cecilia, perteneciente a las Catacumbas de San Calixto. En las Catacumbas al estar enterrados varios mártires se convirtieron en centros de peregrinación.


A consecuencia de las persecuciones, las primeras comunidades cristianas idearon una serie de símbolos, como forma de identificación. Estos símbolos se encuentran repartidos en las catacumbas y escondidos en las casas. Para no llamar la atención emplearon elementos decorativos inspirados en la antigüedad grecorromana, aunque dotándoles de un significado plenamente cristiano, así por ejemplo la representación de un cesto de panes, o de un racimo de uvas representaba la eucaristía o escenas de banquetes la Ultima Cena. En estas líneas no pretendo desarrollar extensamente el significado de todos estos símbolos, ni las modificaciones posteriores, ni los elementos litúrgicos o espirituales, que se conocen gracias al estudio de la iconografía paleocristiana, pero si destacar los símbolos más emblemáticos, porque en estos se encuentra las raíces cristianas.

El Buen Pastor: representado con la oveja o el cordero sobre los hombros, es la alegoría de Cristo Salvador y la oveja simboliza el alma salvada. Es una de las representaciones que aparece con más frecuencia. Narra la parábola que Jesús contó a sus discípulos y que se encuentra recogida en el Evangelio de San Lucas:

“Entonces Jesús les dijo en ésta parábola: Si uno de ustedes pierde una oveja de las cien que tiene, ¿no dejara las otras noventa y nueve en el campo para ir en busca de la que se perdió hasta encontrarla? Y cuando la encuentra muy feliz, la pone sobre sus hombros y al llegar a su casa, reúne amigos y vecinos y les dice. Alégrense conmigo, porque encontré la oveja que se me había perdido.

Yo les declaro que de igual modo habrá más alegría en el cielo por un solo pecador que vuelva a Dios que por noventa y nueve justos que no tiene necesidad de convertirse”.
Sello perteneciente a la serie emitida por el Vaticano, el 9 de diciembre de 1977, dedicada a los Museos Pontificios, que reproducen relieves de sarcófagos del siglo I. En el sello de 200 liras se encuentra el motivo del Buen Pastor.


El Pez: es otro de los símbolos más emblemáticos. En griego pez se escribe “IXTHS” (Ijzys). Si se ordenan estas letras verticalmente se forma el acróstico, es decir la primera letra de cada párrafo, “Iesus Jristos Zeu Yios Soler” (Jesucristo, Hijo de Dios, Salvador).

Otra representación simbólica de Cristo es el Crismón o el Monograma de Cristo, integrado por las letras del alfabeto griego: la X (ji) y la P (ro), que corresponden a las primeras letras de “Christos” (Jristos).

La gran difusión de este símbolo se produce en epoca de Constantino. Existe una leyenda que narra que Constantino la noche anterior a la Batalla del Puente Silvio, tuvo un sueño donde se le apareció una cruz en el cielo (crismon) y una voz le anuncio: “Con este signo venceras” (In Hoc Signo Vinces, que abreviado se escribe IHS). Constantino antes de la batalla decidió modificar los estandartes del ejército romano y gano la batalla.

Los Crismones que representaban las primeras comunidades cristianas, estaban formados por una “X” atravesada por el medio por la “I”, creando un anagrama que correspondía a las iniciales Iesus Xristos . Sin embargo tras la visión de Constantino la “I” es reemplazada por la P.

Sobre de primer día de circulación de la serie conmemorativa del III Congreso Mundial del Apostolado de los Laicos. En la ilustración del sobre puede apreciarse un crismón.


En ocasiones puede ir acompañado de otros símbolos como el Alfa y el Omega, que corresponde a la primera y última letra del alfabeto griego y que es la alegoría de que Cristo es el Principio y el Fin de todas las cosas.

Otro de los símbolos cristianos más emblemáticos y conocidos es la Paloma con el ramo de olivo en el Pico que representa el alma en la paz divina.

El ancla es la alegoría de la salvación , al significar que el alma ha arribado al puerto de la eternidad.

El Ave Fénix: era un ave mítica que vivía en Arabia. Este pájaro estaba envuelto en llamas y sus alas son rojas de ahí proviene su nombre. Es un ave mitológica cuyas leyendas corresponden a diversas culturas como la egipcia o la griega, pero en líneas generales simbolizaba la resurrección y la inmortalidad. Según la leyenda el Ave Fénix cada 500 años se consumía en sus propias llamas para renacer como otro Ave Fénix más joven y nuevo. Para las primeras comunidades cristianas simbolizaba la resurrección.

Otro símbolo de resurrección lo encontramos en el Pavo que simboliza la Resurrección de Cristo, ya que el Pavo cambia el plumaje en primavera, coincidiendo con la Pascua. Suele representarse sin mostrar las alas, ya que las alas del Pavo Real se asocian con la Vanidad.

El Papa Juan Pablo II en los años previos al Jubileo del 2000, pronuncio varios discursos a la Comisión Pontificia de Arqueología Sagrada, donde resaltaba el alto valor histórico, espiritual de las catacumbas.

Cristina Martín
Marzo de 2007


Según el diccionario de la Real Academia, el timbre, en su tercera acepción lo define como “Sello que en el papel donde se extienden algunos documentos públicos estampa el Estado” y en su séptima acepción dice “Renta del Tesoro constituida por el importe de los sellos, papel sellado y otras imposiciones”.

El 15 de Diciembre de 1636 el Rey Felipe IV dicta una pragmática por la que a partir del 1 de Enero de 1637 introduce en el Reyno el papel sellado, este nuevo impuesto se constituye en su comienzo con cuatro valores de 272; 68; 34 y 10 maravedíes, al comienzo de este decreto se cita:

PRAGMÁTICA

Pragmática en que su Magestad manda que de aquí en adelante no se pueda hazer ni escriuir ninguna escritura, ni instrumento público, ni otros despachos, que por menor irán declarados en una cédula de su Magestad sino fuere en papel sellada con uno de los quatro sellos, en la forma que en ella se contiene.

De esta manera y por decreto del Rey Felipe IV se empieza a recaudar este nuevo impuesto ya que para litigios, documentos, etc. se empieza a prescribir un papel sellado o timbre de sellado.

Así España es el segundo país después de Holanda en introducir entre sus habitantes este Impuesto del Timbre y a fin de que llegue a todas las clases sociales o a todos los ciudadanos estos valores iniciales se complementan con dos nuevos valores bajos de dos maravedíes cada uno, uno para los procesos de oficio, autos y escritos en cualquier causa civil y criminal, y el otro para pobres de solemnidad para quienes sus peticiones en juicios y oficios eran tratadas como tarifas reducidas.

A partir de 1702 aparece el nombre del rey en el sello y en 1708 los valores nominales del timbre se duplican, pasando a ser los de valores más bajos a cuatro maravedíes.

A continuación se presenta el siguiente documento que pertenece a una Fe de Bautismo, con un timbre de cuatro maravedíes y para pobres de solemnidad.

DOCUMENTO DE 1710 - FE DE BAUTISMO


Traducción del Texto

Certifico que Don Antonio Manuel Vázquez de la Vera cura propio en el Sagrario de la Santa Iglesia Catedral de la ciudad de Cádiz que su libro de bautismo de los que esta Santa Iglesia tiene en el archivo de los curas donde es tomada la razón de las personas _________ aprisado está en capítulo firmado del señor siguiente_____________

En Cádiz trece de Noviembre de Mil Seiscientos y ochenta y cinco años que Don Francisco Centurión de los Cameros, Canónigo de la Santa Iglesia con licencia del Ilustrísimo Señor Don Antonio de Ibarra obispo de la tal ciudad bautice a Josefa Petronila Francisca Ignacia que nació a ocho de octubre, hija de Don Andrés del Alcázar y Zúñiga y de Doña Manuela Ventura ______________ a su legítima mujer, fue padrino Juan Bautista Piarrogia adueñe el parentesco espiritual, siendo testigos Don Melchor del Alcázar caballero de la Orden de Calatrava y sargento mayor del presidio de la ciudad y Don José Antonio Sopranis caballero de la Orden de Calatrava y Regidor Perpetuo de esta ciudad.

Lo Firme y _____ ==== Don Francisco Centurión de los Cameros.

Aquel capítulo concuerda con su original que queda en dicho libro a folio doscientas y trece a que me refiero y para que conste la presente. En Cádiz a primero de Julio de Mil Setecientos y Diez años.

Firmado por:
Don Antonio Manuel Vázquez de la Vera

Damos fe que Don Antonio Manuel Vázquez de la Vera de quien parece firmada la certificación antecedente es cura propio en el Sagrario de la Santa Iglesia Catedral de la ciudad de Cádiz y como tal administra en ella los Santos Sacramentos a sus feligreses y a sus certificaciones siempre se le ha dado y da entera fe y crédito en todos juicios __________

Firmado por tres personas dando testimonio.

En dicho documento presentado se observa la importancia de dar legitimación a lo que en él se indica, podemos distinguir tres partes que lo componen:

1ª.- Se certifica a Don Antonio Manuel Vázquez de la Vera como la persona que manifiesta ser con el cargo de registrar a las personas en el Libro de Bautismo del Archivo.

2ª.- Se certifica como Josefa del Alcázar que nació el 08/10/1685 es bautizada por el canónigo y obispo de Cádiz el día 13/11/1685, quien es su padrino espiritual y testigos. Se da fe de que ese capítulo de la vida de Josefa está registrado en el libro original y se expide esta fe en documento de papel timbrado a fecha 01 de Julio de 1710. Este párrafo es firmado por Don Antonio Manuel Vázquez de la Vera.

3ª.- Se vuelve a certificar que el cura es quien dice ser y que a sus documentos se les ha dado siempre crédito en los juicios. Este párrafo esta firmado por tres testigos.

De esta manera se justificaba el ser Pobre de Solemnidad que en el diccionario se define como El que lo es de notoriedad y por consiguiente es acreedor a ciertos beneficios en las causas u oficios en las causas civiles o criminales, entre los cuales se encuentran los franqueos en el Correo debido a los envíos en los procesos judiciales.

José Luis Guzmán Gonzalez (menaza)
noviembre de 2006


España el 14 de mayo de 1983, emitió una serie compuesta por cuatro valores, denominada Centenarios. Dentado 13 ¼. Tamaño 28,8 por 40,9 milímetros. Pliegos de 80 sellos. De cada valor se emitieron 6.000.000 ejemplares. El sello de 16 pesetas reproduce a Francisco Salzillo, el de 38 pesetas a Antonio Soler, el de 50 pesetas a Joaquín Turina, y el de 100 pesetas a San Isidro Labrador. El grabador de este sello fue Pablo Sanpedro Molero.

El método de impresión empleado fue la calcografía, etimológicamente la palabra significa grabado en cobre, ya que la plancha donde se realiza el grabado original, originariamente era de cobre, aunque posteriormente puede emplearse una plancha de acero sin templar, conocida como acero dulce.

Es un sistema de grabado bastante complejo y no solo empleado en la elaboración de productos filatélicos, sino de todos tipos de grabados. En este sentido señalar que la Calcografía Nacional de Madrid, ubicada en la Academia de San Fernando de Madrid alberga las planchas de los Grabados de Goya (Los Caprichos, Desastres de la Guerra, Tauromaquia y Disparates).



Poco se conoce sobre la vida de San Isidro, donde se juntan los hechos históricos con leyendas y tradiciones, el diacono de la Parroquia de San Andrés, que conocía a San Isidro escribió algunas paginas sobre el Patrón de Madrid.

La fecha de su nacimiento no se conoce con exactitud, aunque debe de situarse a finales del siglo XI, en la pequeña villa de Mayrit (Madrid), denominada así seguramente por su riqueza de agua, donde unos siglos antes el emir de Córdoba Mohammed I en torno al año 852 por su posición estratégica decide crear una pequeña fortaleza con un alcázar (el actual Palacio de Oriente) que fue conquistada por Alfonso VI en torno al año 1083. La mayoría de los investigadores consideran que San Isidro debió de nacer en el año 1082,en el arrabal cristiano de San Andrés, y seguramente fuera bautizado en la Parroquia de San Andrés, era hijo de labriegos por lo que seguramente ayudaría a su padre en el trabajo del campo. Isidro queda huérfano a una edad muy temprana, para sobrevivir comienza a trabajar como jornalero para Vera, san Isidro a lo largo de su vida trabajo para varios patrones.

Al alba salía a trabajar los campos. La tradición nos lo describe como a un hombre piadoso, porque cuando sembraba el trigo echaba alguna simiente fuera del surco para que sirviera de alimento a los animales. También se narra que cuando acudía al molino, repartía entre los pobres que encontraba en el camino, parte del trigo que llevaba en el costal. Aunque no descuidaba el trabajo del campo, varios vecinos le acusaron al propietario de las tierras de descuidado y negligencia; por esta razón el patrón se acerco para comprobar la veracidad de las acusaciones, observando que mientras que Isidro rezaba los bueyes continuaban solos arando la tierra.

Yüsuf Ben Tasüfin, el emir del Imperio Almorávide al Norte de África, desembarca en Algeciras en el año 1086,
derrotando a Alfonso VI en Zalacá. Desembarca por tercera vez en el año 1090, fracasando en la Conquista de Toledo, pero desbastando las tierras y fortalezas que encontraban en el camino, entre ellas la Villa de Mayrit. Isidro al igual que muchos de los habitantes de la Villa, abandonan esta. Acude a la localidad madrileña de Torrelaguna, al nordeste de la provincia de Madrid. Allí residían unos parientes lejanos y un rico labrador le contrata para cultivar sus fincas.

En Castilla existía la costumbre de entregar como salario unas parcelas de tierra (pegujal). Isidro trabajo su porción de tierra obteniendo una gran cantidad de grano, lo que origino la avaricia de su patrón, por lo que Isidro para apaciguarle le dice: “Tomad, señor, todo el grano. Yo me quedare con la paja”. El escaso grano que quedo escondido entre la paja se multiplico.

En Torrelaguna conoce a María Toribia, más conocida como Santa María de la Cabeza y contrae matrimonio con ella. Se desconoce la fecha y el lugar de nacimiento de la Santa, aunque si se conoce que residía en Torrelaguna y que visitaba frecuentemente la Iglesia de Santa María. Hubo vecinos que la calumniaron ante su marido, por lo que María Toribia, para defenderse de tales acusaciones atravesó el río Jarama (afluente del río Tajo) colocando su mantilla sobre el agua, lo que fue considerado como prueba de su inocencia. Se desconoce la fecha exacta de su fallecimiento, algunos investigadores consideran que falleció en el año 1175, mientras otros sitúan el año de su muerte en el año 1180.Fue enterrada en la ermita de Santa María donde colocaron su cabeza en el altar mayor, al considerar que la reliquia sanaba los dolores de cabeza, posteriormente trasladaron sus reliquias a Madrid para que descansara junto a su marido.Inocencio XII estableció su culto en el año 1697.

En el año 1118, Alfonso I “El Batallador” conquista Zaragoza, iniciándose un movimiento que culmina con la expulsión de los almorávides de la Península, por lo que el matrimonio decide regresar a Madrid.Isidro comienza a trabajar para los Vargas.

Al alba salía a trabajar los campos situados entre las colinas de Carabanchel, las llanuras de Getafe, las orillas del río Manzanares o las del Jarama. Cuando pasaba por las cercanías de Nuestra Señora de la Almudena (patrona de Madrid) o la Ermita de Atocha, se detenía para orar, ya que era muy devoto sobre todo de la Virgen de la Almudena. Al igual que ocurrió con Vera, algunos vecinos le vuelven a denunciar por negligencia, pero en esta ocasión, Vargas contempla que mientras Isidro rezaba, dos ángeles guiaban a los bueyes para que araran la tierra.

El matrimonio tiene un hijo llamado Illan, que en un descuido de sus padres cae a un pozo. El agua del pozo subió de nivel, mientras sus padres oraban, por lo que se salvo.

Aunque se desconoce con certeza el año en que falleció San Isidro, muchos investigadores, opinan que fue en el año 1172, siendo enterrado en el cementerio de San Andrés, que pertenecía a su parroquia.

En el año 1212 se descubrió su cuerpo incorrupto, en ese mismo año, la tradición cuenta que se le apareció al monarca Alfonso de Castilla y le indico la presencia de un sendero escondido, que le permitió sorprender a los musulmanes, ganando la Batalla de las Navas de Tolosa.

Desde 1212 es Patrón de Madrid, y desde el año 1621 es día de precepto en la Capital. Isidro fue beatificado por el Papa Paulo V, el 14 de junio de 1619, estableciendo que su fiesta se celebraría el 15 de Mayo.

Tras el proceso de canonización donde se documentan más de 400 milagros, Gregorio XV, el 12 de marzo de 1622 le canoniza junto a San Francisco Javier, San Ignacio de Loyola, Felipe de Neri y Santa Teresa.Sin embargo el fallecimiento de Gregorio XV origina, que la expedición de la Bula de Canonización de san Isidro (“Rationi Congruit”), se retrasara hasta el 14 de junio de 1724, siendo firmada por Benedicto XIII.

El Pontífice Juan XXIII, en Roma, el 16 de diciembre de 1960 mediante la bula “Agri Culturam” amplio su patronazgo sobre los agricultores y campesinos españoles. En este sentido es curioso, que Angelo Giuseppe Roncalli nació el 25 de noviembre de 1881, en Soto Il Monte, localidad cercana a Bérgamo, en el norte de Italia.Nacio en el seno de una familia numerosa y humilde, su padre trabajaba en las Viñas. Por lo que Angelo tuvo que combinar sus primeros estudios en la escuela local con los trabajos agrícolas.


El 15 de mayo Madrid, se engalana para celebrar San Isidro, aunque las tradiciones van cambiando por el paso del tiempo, pero la Romería a la Pradera del Santo, que actualmente esta integrada en el casco urbano de Madrid, continua celebrándose como marca la tradición. Los primeros datos conocidos de la celebración de la Romería se fechan en el año 1575, organizada por la Archicofradía Sacramental de San Andrés. El 29 de abril de 1607, el Gobierno de la Archicofradía establece la celebración anual de una procesión a la Ermita el 6 de mayo (recordad que cuando se establece que se celebra la Festividad de San Isidro el 15 de mayo, fue en el año 1619), en dicha procesión se reunían en la ermita los cortesanos y los labradores procedentes de Carabanchel que organizaban otra procesión. De esta forma se establece la tradición de celebrar junto a la Ermita, la famosa Romería, que fue inmortalizada por Goya, en la “Pradera de San Isidro”.


Durante los años posteriores a la Guerra Civil, el lugar de celebración de la Romería, se traslado a otros lugares, ya que no se consideraba un lugar propicio para celebraciones festivas, ya que en la tapia del cercano Cementerio de San Isidro, durante la contienda , tuvieron lugar fusilamientos.Aunque ya se ha restablecido la tradición y en el lugar se instalan los famosos puestos de rosquillas de San Isidro (las Listas, las Tontas y la de Santa Clara) y se acude a beber agua de la Fuente , que puede beberse durante todo el año y con el mismo efecto.

Según la tradición San Isidro hizo brotar la fuente con poderes curativos. Hay bastante iconografía representando este milagro, en el que a San Isidro se le representa con la reja del arado (simbolizando su trabajo como labrador) y con la aguijada con la que abrió la fuente.

El agua de la fuente proviene de un manantial cercano, que nace a la izquierda de la ermita. Desde el año 1407 existe documentado un Viaje de Agua que llegaba hasta la Fuente del Puente de Toledo. El Reglamento para la distribución de aguas (1872) indica que los Jardines de el Cementerio de San Isidro se riegan con agua del manantial, extraída por una maquina localizada junto a la Ermita de San Isidro. Actualmente el agua de la Fuente procede del manantial, aunque el agua es depurada por la Depuradora del Ayuntamiento de Madrid, situada detrás de la Ermita.

Como he mencionado con anterioridad, seguramente el nombre de Madrid tiene relación con la riqueza de agua, ya que contaba con una enorme riqueza de aguas freáticas que recorrían el subsuelo de Madrid. Desde la antigüedad el suministro de agua se había organizado mediante un sistema denominado “viajes de agua” que básicamente consistía en galerías subterráneas que trasportaban el agua proveniente de arroyos de la Sierra de Guadarrama, a la ciudad y eran distribuidas, mediante fuentes publicas y privadas, por los aguadores que recogían el agua y la trasportaba a las casas.A medida que aumentaba la población se tuvo que recurrir a las aguas subterráneas de Madrid y se fueron construyendo nuevos canales. Cuando se traslado la Corte a Madrid con el aumento de la población tuvieron que construirse nuevos canales.Algunos de estos canales podrían superar los 14 kilómetros de longitud Este sistema fue empleado en Madrid hasta la inauguración del Canal de Isabel II.El 18 de junio de 1851 la Reina Isabel II firmo el Real Decreto para que tuvieran lugar las obras necesarias para el abastecimiento de agua de Madrid, inaugurándose oficialmente el Canal de Isabel II el 24 de junio de 1858.

En la zona superior de la Fuente se encuentra un relieve del siglo XVIII, que representa un cuadro de Carreño que realizo para la Capilla de San Isidro, que reproduce el Milagro de la Fuente. Bajo este relieve se encuentran diversas inscripciones referentes a los Milagros de la Fuente, como esta inscripción de Lope de Vega:

“Bebe Iván dulce cristal e Isidro
lagrimas bebe. Dura la fuente, a quien
debe Madrid salud celestial; pierde el
río su caudal con estar junto los dos,
y ella perenne por vos, dice que
milagro fue, que como es fuente de Fe
no puede faltarle Dios”.


La Ermita de San Isidro esta localizada en el Paseo de la Ermita del Santo, en las antiguas tierras de labor de los Vargas, que comprendían desde la Casa de Campo hasta Carabanchel. En la Edad Media existía una pequeña ermita a lado de la fuente. En el año 1528 la Emperatriz Isabel De Portugal, ordena la construcción de una nueva ermita, ya que su marido Carlos V de Alemania y I de España y su hijo, el futuro Rey Felipe II, sanaron de unas fiebres tras beber el agua de la fuente. Esta es la Iglesia que inmortalizó Goya en el cuadro de la “Ermita de San Isidro” (Museo del Prado). Destruida durante la Guerra Civil, fue reconstruida respetando la estructura anterior.

En el Retablo Mayor se representa un relieve de San Isidro realizando el milagro de la Fuente, en el que aparece Juan de Vargas arrodillado a los pies de San Isidro. En los laterales se encuentran las tallas de San Isidro y Santa María de la Cabeza.

Otros lugares muy importantes y referentes en la vida y en el culto a San Isidro, se aglutinan en torno a la Calle de San Andrés:

-La Casa de San Isidro: según la tradición fue la casa de los Vargas, y en ella vivieron San Isidro, Santa María de la Cabeza y su hijo Illan. En la actualidad se encuentra el Museo Municipal de San Isidro, lo que permite visitar el Pozo de Milagro donde cayó Illan. La Capilla de la Casa de San Isidro, datada en siglo XVII se levanta sobre dos pequeñas habitaciones donde vivieron el Santo y su familia. La capilla fue reformada en el año 1663 y posteriormente entre los años 1783 y 1789. Destacan las pinturas murales de las bóvedas, obra del pintor madrileño Zacarías González Velázquez. En el ovalo central se representa la Apoteosis de San Isidro. En la bóveda de la nave se representa a dos ángeles sostienen una filacteria que presenta la siguiente inscripción “hic obdormivit in domino” (aquí durmió el señor) haciendo referencia a la tradición de que San Isidro falleció en este lugar.

El edificio que alberga el Museo de San Isidro, fue construido por los Lujanes. Cuando se traslada a la Corte a Madrid, fue residencia del Nuncio hasta mediados del siglo XVII cuando pasa a ser propiedad de los Condes de Paredes hasta mediados del siglo XIX. En el año 1974 al encontrase el edificio muy deteriorado, y tras una excavación arqueológica previa, se procede a la demolición de algunas dependencias y reconstrucción del edificio. En el año 1989, el Ayuntamiento de Madrid, convoca un concurso para convertir el edificio en museo, ganando el proyecto realizado por Valentín Quintas, que rehabilito las zonas antiguas, restaurando las pinturas de la capilla y habilitando nuevos espacios para albergar el museo, que pretende divulgar el conocimiento de la Historia de Madrid. Dispone de una biblioteca especializada en arqueología e historia madrileña y realizan actividades de divulgación. Entre sus colecciones destacan una serie de piezas arqueológicas que comprenden desde los primeros asentamientos en torno al Río Manzanares (Paleolítico Inferior) hasta el año 1561 cuando en Madrid se establece la sede de la Corte.

-Iglesia y Capilla de San Andrés: el cuerpo del Santo estuvo depositado en la Parroquia hasta el 1518, año en que el Pontífice León X, concedió la custodia del cuerpo a la familia Vargas, que lo deposito en la Capilla del Obispo (contigua a la Iglesia de San Andrés). Motivo que origino un pleito entre la Parroquia y los Vargas, que gano la Parroquia, cuando en el año 1544, en virtud de una bula de Paulo III, recupero el cuerpo.Por lo que se iniciaron los trámites para realizar una capilla en honor del Santo, tras una serie de avatares la Capilla se inauguró el 15 de mayo de 1699. El cuerpo se continúo venerando en la Capilla hasta que en el año 1769, tras la expulsión de la Compañía de Jesús, Carlos III ordena que se trasladen los restos a la Colegiata de San Isidro. El 18 de julio de 1936, al poco de iniciarse la Guerra Civil Española, la Capilla y la Parroquia fueron incendiadas. Después de la guerra el edificio tuvo que ser totalmente reconstruido. El edificio es de estilo barroco. LA Capilla esta adosada a la Iglesia, teniendo una entidad propia, su forma es alargada y destaca la cúpula rematada en linterna.

-Real Colegiata de San Isidro: en parte ocupa el solar de la Casa de los Vera, donde vivió San Isidro y donde excavo una cueva y un pozo, que según la tradición curaba enfermos. La primera noticia escrita sobre este pozo, se debe a Fray Domingo de Mendoza, el instructor del proceso de la causa de canonización de San Isidro, que el 17 de abril 1597, visito el lugar y constato la existencia de dicho pozo.

El origen de la Real Colegiata de San Isidro se encuentra en la Iglesia dedicada a San Pedro y San Pablo construida en el año 1567, por la Compañía de Jesús. A su lado en el año 1603 la Emperatriz María de Hungría, funda el Colegio de la Compañía, dándole el apelativo de Imperial (en la actualidad es el Instituto de San Isidro).


En el 1622, año en que se canonizo a San Isidro y a San Francisco Javier, como he mencionado con anterioridad, comenzó a construirse la actual iglesia, con la denominación de San Francisco Javier (Santo y uno de los fundadores de la Compañía). Inicialmente fue proyectada por Pedro Sánchez y continuada por Francisco Bautista, continuando los cánones de la Iglesia de Gesu en Roma, prototipo de la Iglesia Jesuita.

La mayor dimensión de la Iglesia origina que el Pozo y la Cueva de los Vera queden bajo el altar de la Capilla de la Inmaculada, localizada en la Nave del Evangelio. En esta Capilla se encuentra la sede social de la Real Muy Ilustre y Primitiva Congregación de San Isidro de Naturales de Madrid, cuyo origen puede fecharse el 12 de junio de 1751 cuando un grupo de creyentes presenta a Fernando VI los nuevos estatutos de la Congregación que recibió el titulo de Muy Ilustre, por estar auspiciada por la nobleza y tener patrocinio real, y de Primitiva por ser heredera de las antiguas cofradías de San Isidro, la más antigua se puede datar en el siglo XIII.

Flanqueando la escultura de la Inmaculada, se encuentran las imágenes de San Isidro (1994) y Santa María de la Cabeza (1995), realizadas por Javier Tudanca y que el 15 de Mayo recorren en procesión el Madrid de los Austria.

Como he mencionado con anterioridad, Carlos III ordeno por Real Decreto, el traslado de las Reliquias de San Isidro, en la Capilla de la Inmaculada, se expone ocasionalmente el cuerpo de San Isidro. En el año 1936 a consecuencia de la Guerra, la Colegiata fue totalmente destruida, aunque el Cuerpo del Santo, pudo ser salvado, al ser escondido en un muro, apareciendo al final de la Guerra. Hasta la finalización de las obras de la Catedral de la Almudena, fue considerada como la Catedral de Madrid, por lo que en la Colegiata ha tenido lugar muchos actos sociales de gran importancia.

Dedicatoria: A mi sobrina Celia, que comienza el “cole”.
Y a mi sobrino Sancho, que nacio el 25 de agosto.

Cristina Martín
Octubre de 2006